AGIRIAK
DOCUMENTOS

05/02/2011
Cambios de criterio sin despeinarse
Artículo publicado el 05.02.2011 en El Correo Español En poco tiempo hemos asistido en el ámbito municipal de Vitoria-Gasteiz al fenómeno de la posición y el voto cambiantes del Partido Popular y no precisamente en asuntos de importancia menor, sino todo lo contrario. De un día para otro mudan de opinión en dos aspectos determinantes que van a influir de forma decisiva en la propia morfología de la ciudad. Me refiero a la denominada "redensificación" y a la futura estación de autobuses.  

Respecto a la redensificación en Salburua y Zabalgana, se concibió como una previsión en el planeamiento de la ciudad para lograr que los nuevos barrios sean más sostenibles y cohesionados, acercándose más a las concepciones actuales del urbanismo en lo que a consumo de suelo se refiere. En un principio, el PP secundó la iniciativa hasta el punto de reconocerse como uno de los impulsores de la misma. No sólo eso: llegó a apostar por una opción de crecimiento donde se construía más de lo que finalmente se ha determinado.

Pues bien, después de consensuar un acuerdo de redensificación donde se recortaba de forma muy importante la edificación resultante, el Partido Popular vota que no a "esta redensificación" con un argumentario de lo más estrambótico donde saca a colación, por ejemplo, el proyecto de Centro Internacional cuando no tiene nada que ver. No existía una razón de fondo para negar lo que antes se había aceptado. Lo que ocurre es que el PP considera que hacer oposición es lo mismo que entregarse al populismo y la demagogia. Basta que exista un movimiento vecinal de presión sobre cualquier tema para que Javier Maroto se sume entusiasta y trate de pescar votos en la marejada que él mismo provoca.

¿Qué modelo de redensificación sería del gusto del PP? La que se ha previsto no les satisface aunque, en su momento, defendía una opción mucho más agresiva. De haber sido ellos los que gobernaran, no quiero ni imaginar qué macrooperación urbanística habrían planteado, seguramente en las antípodas de lo que opinan hoy sus compañeros de reivindicación. ¡Cuán diferente este PP de aquel que, bajo el mandato de Alfonso Alonso, se enfrentaba al vecindario de los cuatro puntos cardinales ante cualquier cuestión polémica! ¡Qué pronto se olvidan ciertas cosas!

Respecto al proyecto de estación de autobuses, aquí nos encontramos con la trayectoria inversa: del no al sí. En este caso, el PP no dudó en retratarse con compañeros de lucha de lo más dispares. El señor Maroto participó en cuantos actos con eco mediático se convocaron en rechazo de una infraestructura fundamental para superar los problemas que presenta la actual estación de la calle Los Herrán. De repente ahora, apenas seis meses después de su última crítica al proyecto, han votado a favor de la licitación de las obras de la futura estación de autobuses.

Ante este último giro del PP, en el Grupo municipal EAJ-PNV tenemos una doble sensación: satisfacción y sorpresa. Satisfacción porque una mayoría muy importante de la Corporación municipal apoya ahora este proyecto. 24 de 27 concejalas y concejales están a favor de convocar el concurso para la construcción de la nueva terminal de autobuses. Satisfacción porque cada vez está más cerca la desaparición de la destartalada estación de autobuses de la calle Los Herrán. Ése ha sido el mayor empeño de EAJ-PNV, sobre todo teniendo en cuenta que, en caso de que el Ministerio de Fomento viese con buenos ojos nuestra propuesta GELTOKIA de estación intermodal, ésta no podría funcionar hasta dentro de ocho o diez años, el plazo previsto para las obras del soterramiento. No podemos consentir que el transporte interurbano de Vitoria-Gasteiz siga manteniendo la actual precariedad durante una década más y la pregunta que en su momento formulamos sigue igual de vigente. ¿Alguien está dispuesto a seguir diez años más con la puerta de entrada y salida de la ciudad en las actuales condiciones?

Después de mucho tiempo en que el PP nos ha tachado de chapuceros e de incoherentes, ahora nos da la razón votando a favor de la nueva estación de autobuses. Después de haberse sumado a una plataforma de protesta, de haber promovido una consulta popular, de haber prometido el oro y el moro, ¿qué cara se les habrá quedado a quienes compartieron pancarta con un Grupo municipal que, de repente, se coloca exactamente al otro lado?

¿Qué hay detrás de estos cambios de postura tan radicales? ¿Qué será lo siguiente? ¿Dónde quedó la coherencia? Lo iremos viendo pero, cuando la política se concibe como un conjunto de gestos inconexos de cara a mejorar la imagen pública, lo que acaba saliendo malparado es la confianza de la ciudadanía. Y si la confianza flaquea, de poco sirven los derroches publicitarios.

GasteizNet



EAJ-PNV
Grupo Municipal de Vitoria-Gasteiz
Gasteizko Udal Taldea

Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, Plaza Nueva, 1. 01001 Vitoria Gasteiz
Tlfno. 945 161 313 Fax 945 161 350

konfidentzialtasun KLAUSULA